HOJA PEQUEÑA, GRAN SABOR
matcha.png

El té Matcha consiste en hojas de té verde molidas muy finamente. Sin embargo, el Matcha no es un polvo de té verde "convencional". Las plantas de té se ponen a la sombra cuatro semanas antes de su cosecha para que las hojas crezcan más lentamente. Este proceso tiene un gran efecto sobre el sabor del té. Los cultivadores de té lo descubrieron por casualidad cuando querían proteger sus plantaciones de las cenizas de una erupción volcánica. Como resultado de ponerlo a la sombra, la concentración de valiosos nutrientes, como la clorofila y los polifenoles del té, aumenta y la hoja adquiere un color más oscuro. El procesamiento posterior también es cualquier cosa menos usual.

 

El té Matcha se muele muy despacio y suavemente en molinos de piedra o granito para obtener la mayor cantidad posible de sus valiosos ingredientes. El resultado es una bebida deliciosa que se está haciendo cada vez más popular entre los amantes del té, y con razón.

Su variado aroma inspira no solo como bebida. El polvo verde también desempeña un papel importante en el refinamiento de los alimentos, p. ej., en la cocina japonesa. Descubra el extraordinario aroma de nuestro té Matcha Bio y déjese sorprender sorbo tras sorbo.