¿TE CONSTIPAS DEMASIADO?

¿TE CONSTIPAS DEMASIADO?

¿Te tiras todo el invierno resfriado? Igual desconoces las propiedades del jengibre y lo mucho que esta planta medicinal te puede beneficiar.

Un antiguo proverbio indio sostiene que “todo lo bueno se encuentra en el jengibre”. Y tiene razón.

Empezando por el principio, el Jengibre se trata de una planta vivaz, resistente, con un vigoroso rizoma rastrero horizontal que presenta tuberosidades y ramificaciones que crece bajo tierra. Del rizoma surgen falsos tallos y brotes con flores. El nombre del jengibre procede del sánscrito shringavera, que quiere decir "con forma de cornamenta".

Originario de alguna zona tropical de Extremo Oriente, su cultivo se ha extendido a casi todas las regiones tropicales del mundo. Para aprovechar sus beneficios se suele utilizar el rizoma fresco de la planta, aunque también se puede adquirir en polvo o bien encurtido. En cuanto a su sabor, es picante y penetrante, con un toque ligeramente dulzón y posee un característico aroma perfumado y refrescante con un toque de limón.

A parte de ser un ingrediente estrella de la cocina asiática, también es un remedio eficaz para el alivio de problemas intestinales, náuseas, vómitos y náuseas, además de resultar ser un buen antiséptico y antiinflamatorio.

 

 

Diversos estudios revelan otros beneficios para la salud del Jengibre:

-        Para el mal aliento: una técnica oriental consiste en tomar un trozo encurtido en vinagre después de las comidas

-        Para la digestión: ayuda a mejorar la composición de la flora intestinal y a evitar la aparición de putrefacciones intestinales responsables de hinchazones abdominales y meteorismo.

-        Para la circulación: la combinación de sudor y del torrente circulatorio induce a mover la sangre a las capas superficiales, siendo apropiado para sabañones, hipertensión y fiebre. Además, inhibe la agregación plaquetaria, por lo que contribuye a prevenir enfermedades cardiovasculares.

-        Es rico en efectos antioxidantes que retrasan el envejecimiento.

-     Antiinflamatorio: El jengibre debe su sabor picante a gingeroles, aceites volátiles con propiedades antiinflamatorias muy potentes que alivian el dolor y la hinchazón.

-        Para la actividad muscular: debido a su alto contenido de calcio, magnesio y fósforo, constituye un remedio útil para prevenir y combatir espasmos y debilidad muscular.

Pero sin duda, el beneficio del jengibre más conocido es su gran ayuda frente a resfriados y gripes. Al ser rico en nutrientes como potasio, niacina, fósforo y vitamina C, también ayuda a fortalecer el sistema inmunitario para combatir los virus y bacterias que pueden invadir nuestro cuerpo y afectar a nuestra salud.

La mejor forma de tomarlo es con una buena taza de té caliente, para ayudar a controlar la tos fuerte y eliminar la mucosidad bronquial, lo que disminuye las molestias causadas por los dolores de garganta.

Por ello, desde Edward Fields Tea, te animamos a probar nuestro Té verde con Jengibre y Limón, una combinación perfecta frente a los síntomas del resfriado.

Regresar al blog